Mundos paralelos

Y a veces, perpendiculares…

Una noche de verano junio 22, 2008

Érase una vez, un día en el que un blogger-amigo llamado Dok, mandó a Enredado y a Pili, una botellita de albariño para inaugurar con una copiosa cena, su pisín nuevo.

Pasaron meses, y el albariño seguía en la vinoteca, aguardando la velada idónea…

Por fin, con el pisín casi arregladito, con las vacaciones y el marisco en la lonja de Santa Pola, Enredado y Pili decidieron comprar unos cuantos bichitos de mar, para acompañar al preciado líquido gallego.

El menú consistía en un cocktail de langostinos, unos berberechos al vapor y unas quisquillitas frías… Mmmmm… deliciosa combinación!!!

La cena resultó todo un éxito, y Enredado y Pili brindaron a la salud de Dok 😉